Año 174 - Nro. 59528 - Martes 12 de diciembre de 2000

La Fifa versus Internet

Repartieron honores en Roma

Como se suponía, la gala de ayer en Roma no dio luces sobre el mejor del siglo. Según los lectores de la revista del organismo y sus representantes más destacados, "O Rei" Pelé. Según una encuesta electrónica, "El Pibe de Oro" Maradona. La iniciativa ahondó el debate y dio nuevas razones a los protagonistas para autoproclamarse.

Alfredo Di Stéfano fue comunicado ayer que, en cuatro años más, le darán un premio en la FIFA. "Hemos pensado en un historia especial para Di Stéfano. Ese año se cumple el centenario de la organización y, por tanto, el centenario del fútbol", decía ayer Joseph Blatter, el presidente del fútbol mundial.

Y a pesar de tratarse de uno de los mejores de todos los tiempos, el anuncio resonó poco ayer en Roma. Por más nombres que aparecieran en el Foro Itálico capitalino, sólo dos importaban. El que escogía entre Diego Armando Maradona y Edson Arantes do Nascimento, Pelé.

"El único veredicto que me importa es el del pueblo" decía Diego Armando Maradona a su llegada a Roma.

Un afectuoso y conciliador mensaje de invitación dejado el sábado en la grabadora del teléfono celular del argentino por el presidente de la FIFA fue decisivo para convencer al ex futbolista argentino para que viajara a Roma y aceptara compartir el premio del mejor futbolista del siglo con Pelé, después que una encuesta vía Internet había resultado abrumadoramente favorable a él.

Ayer se abrazó con Blatter antes de comenzar ceremonia de la de FIFA que, se suponía, zanjaría la polémica acerca de la hegemonía del zurdo o del brasileño Edson Arantes do Nascimento. Pero la iniciativa quedó en nada. De hecho, sólo sirvió para ahondar el debate.

"A mí, lo único que me importa es el veredicto que haya dado el pueblo. La gente me votó a mí y eso no puede ser modificado bajo ningún punto de vista. Es en homenaje a los millares de personas que me han elegido que estoy aquí", declaró el ex "Pibe de Oro". Pero era muy difícil que el honor le fuera conferido en soledad. Incluso en Argentina se dudaba de la seriedad de la encuesta electrónica: se sabía que una cantidad no determinada de fanáticos del "Pelusa" habían votado varias veces.

Eso podía ser utilizado por los partidarios de Pelé para desacreditar el triunfo del argentino. Y los trasandinos podrían acusar un "favorecimiento" al oriundo de Tres Corazones dada su estampa más política y menos conflictiva. Y las acusaciones seguirían de uno y otro lado.

LA VERSION FIFA

La discusión fue zanjada así ayer en el Foro Itálico romano. "Decidimos dar dos premios, uno a Maradona, que le ha votado el jurado popular, sobre todo la gente joven que es la que se asoma a Internet y otro es el del mundo del fútbol que ve a Pelé como un grande, dentro y fuera del terreno de juego". Textual del suizo Blatter. "Pelé ha hecho mucho en el mundo de este deporte. Además de jugar y ganar mundiales con Brasil, fuera del campo ha sido ejemplar su actitud. Ha ocupado puestos de responsabilidad, embajador de Unicef, ministro de Deportes en su país, ha ayudado a los más necesitados, un tipo ejemplar, en definitiva", concluyó minutos antes de saludarse con Maradona e ingresar al auditorio.

Las actas dirán que, para el galardón al mejor futbolista de los últimos 70 años, Internet eligió a Diego Armando Maradona con un 53, 6 por ciento (cerca de 70 mil votos), seguido de Edson Arantes con un 18,3 por ciento y Eusebio con un 6,21 por ciento. Por otro lado, la "Familia FIFA" escogió al brasileño con un abrumador 72,75 por ciento, antes de Alfredo Di Stéfano con un 9,75 por ciento y de los seis puntos del de Villa Fiorito.

"Este es un premio que debemos compartir con otros grandes jugadores, otras grandes figuras que merecen estar aquí no obstante que vea a Alfredo (Di Stefano) entre nosotros", concluyó Maradona, mientras era abrazado por los italianos Bruno Conti y Marco Tardelli (campeones mundiales en España 82). Di Stéfano resaltaba que "el mejor es Maradona porque fue más completo como jugador y por haberse medido tanto en la selección como a nivel de clubes (Boca Juniors, Barcelona y Nápoles) con los grandes del mundo". Pero su opinión no pesó mucho.

ZIDANE EN EL 2000

En diez años que la FIFA ha entregado de manera consecutiva el premio al mejor jugador, en ninguna oportunidad lo ha ganado un arquero o un defensor. Los delanteros han celebrado seis veces (Marco Van Basten, Romario, George Weah, Rivaldo y Ronaldo en dos ocasiones) y las cuatro restantes, un "fantasista" fue el vencedor. Eso, si es que el alemán Lothar Mathäus (1991) puede ser considerado un creador más que un "trajinador" de excelente visión de juego.

Lo ganó el germano, lo ganó Roberto Baggio y lo ganó, hace dos temporadas (cuando tenía 26 años), el francés hijo de argelinos Zinedine Zidane. La razón era obvia: el jugador más destacado de la Copa del Mundo organizada y ganada por los galos tenía que ser el elegido. Sobre todo si fue el principal artífice de la victoria 3-0 sobre Brasil en la final.

El título mandó entonces y, según los expertos, volvió a mandar ayer en Roma. El marsellés se impuso a Luis Figo Madeira da Caeiro y a Vítor Borba Ferreira, Rivaldo —quien defendía el título— y se sumó a Ronaldo en la corta lista de los "repitentes" del trofeo.

No fue tan estrecho. Trescientos setenta puntos para el "10" de Juventus, 41 puntos más que el portugués de Real Madrid y 107 por sobre el brasileño de Barcelona.

Y, según los expertos, la decisión del centenar de entrenadores que votaron nuevamente se trazó sobre el recuerdo de una final: la del Amsterdam Arena el 2 de julio pasado, cuando "Zizou" —a pesar de no hacer un partido reluciente— fue fundamental en el triunfo del equipo de Lemerre ante Italia para llevarse su segunda corona continental.

Con todo, ha llamado la atención que Zidane no logre retribuir con los turineses, que pagaran hace tres años 507 millones de dólares para sacarlo de Girondins de Burdeos finalista de la Copa UEFA "96.

Su presente con los blanquinegros no es el más notable —de hecho, se obviaron en la votación las dos suspensiones que sufrió el diestro en la Liga de Campeones de Europa de esta temporada luego de dos expulsiones consecutivas en el Delle Alpi—. De ahí que su principal sueño no cumplido sea haber ganado el máximo centro europeo de clubes.

 

Real Madrid: el mejor del siglo

Más allá de la polémica Pelé-Maradona o de la nacionalidad de los candidatos al premio al mejor jugador, es un hecho que la FIFA prioriza lo europeo donde, según muchos, se ve "la real competencia". A la hora de elegir a los clubes más exitosos del siglo, la tendencia no fue nada de distinta.

Eso porque ayer Real Madrid recibió la distinción al mejor equipo de la centuria. Nacido oficialmente el 6 de marzo de 1902 —y por tanto, a un año y medio de los 100 años de vida—, los merengues se alejaron de manera rotunda de sus perseguidores.

Pero he aquí lo curioso. En segundo lugar no aparecía el Club Atlético Independiente de Avellaneda, los colores sudamericanos más exitosos. Los rojos ni siquiera estaban entre los diez mejores. Y no se puede decir que se privilegiaba el presente de cada institución, pues en quinto lugar estaba Santos (5,10 por ciento de los votos, al igual que Ajax de Amsterdam), que vivió sus mejores épocas con Pelé en los

años 60.

El segundo lugar del ránking fue de Manchester United. Madrid tenía un 42,35 por ciento de las preferencias y los de Old Trafford recién consiguieron un 9,69 por ciento. Bayern Munich llegó tercero con 9,18 y Barcelona terminó cuarto con 5,61. Séptimo llegó Juventus, con un porcentaje que apenas superó el 2 por ciento. Peñarol culminó octavo. River Plate, Flamengo y AC Milan empataron en el noveno lugar. En duodécimo cupo, siete instituciones, todas ellas con el 1,02%: Arsenal y Liverpool de Inglaterra, Botafogo de Brasil, Benfica de Portugal,

Inter de Milán (Italia), Boca Juniors y el citado Independiente (Argentina).