Año 174 - Nro. 59564 - Domingo 28 de Enero de 2001
 

Gracias a Troncal Sur

 
 

Explosión de proyectos inmobiliarios

 
 

Nueva autopista en construcción concita alto interés de empresas para construir en su entorno inmediato.

Villa Alemana y Quilpué son áreas más solicitadas para materializar este auge urbanístico en ambas comunas

 
 

La nueva autopista Troncal Sur, cuya construcción actualmente registra un 10% de avance, ya ha concitado el interés de empresas inmobiliarias en construir en sus entornos inmediatos, lo que otorgará una innegable plusvalía a los terrenos situados en las comunas de Quilpué y Villa Alemana, actualmente económicos en comparación con los de Viña del Mar y Valparaíso.

Así lo expresó el arquitecto y académico de la Escuela de Arquitectura de la Universidad de Valparaíso, Sven Martin Balde, quien ante este escenario prevé que no sólo se mantendrá el auge inmobiliario de estas comunas, sino que se incrementará.

Explicó que para que haya crecimiento urbanístico e inmobiliario se tienen que dar una serie de condiciones importantes, como por ejemplo, contar con un sistema vial adecuado. En estos momentos, dijo, éste se encuentra colapsado hacia las ciudades del interior, sin embargo, las expectativas son promisorias en cuanto se está construyendo el Troncal Sur y el Metro Regional de Valparaíso, (Merval S.A.) se está modernizando.

"Es muy interesante la inversión que se está dando en estos dos flancos, norte por un lado (red ferroviaria) y sur por el otro (autopista), pues están generando una posibilidad para que la gente del interior se pueda trasladar con mayor facilidad", expresó el académico de la UV.

Comentó que en el caso de Quilpué, "hay mucho interés por parte de los inversionistas en desarrollar complejos inmobiliarios grandes, especialmente en el sector comprendido entre Paso Hondo, que es el lado norte del Troncal actual, y la estación Valencia y el zoológico", sostuvo el profesional, agregando que en esa ladera el interés va por el lado de construir condominios de buen nivel, no viviendas sociales.

Confidenció tener antecedentes de varias empresas que ya están interesadas en comprar terrenos en ese sector y levantar complejos habitacionales alrededor del Troncal Sur.

En todo caso, el arquitecto aseveró que "no todo es tan radical, porque es verdad que al lado de donde hay viviendas sociales no se pueden construir condominios de casas caras, por eso hay que crear zonas de transición. Las cosas no son blanco y negro, cada ciudad tiene áreas distintas".

En cuanto a Villa Alemana, comentó que el caso es similar. "El sector sur tiene potencial para viviendas sociales y las laderas norte para casas de mayor ingreso".

Sven Martin dijo que es cierto que los centros de Quilpué y Villa Alemana están colapsados por razones de orden vial, "pero estas comunas tienen posibilidades de crecimiento inmobiliario futuro con el nuevo Troncal Sur".

Dijo que las ventajas comparativas de estas ciudades del interior son básicamente dos: primero, su clima privilegiado, y segundo, que ofrecen precios más bajos por los terrenos. Como referencia comentó que en Quilpué y Villa Alemana se comercializa a 1 UF el metro cuadrado de suelo, mientras que en Viña del Mar y Valparaíso esta misma cantidad cuesta entre 4 y 5 UF.

SEREMI DE VIVIENDA

Por su parte, el seremi de Vivienda, Daniel Sepúlveda, coincidió en lo que respecta a las posibilidades de crecimiento que brindará el Troncal Sur y otras obras urbanas de envergadura proyectadas para el interior, serán importantes y se sumarán a otras cualidades naturales de esa zona, como el clima y la calidad de vida.

Comentó que en general, en las ciudades del Gran Valparaíso "hay una tendencia a dejar los centros históricas e irse a la periferia. Esa es la forma de crecimiento que se está dando en nuestras ciudades y en eso hay que tener cuidado, de que no sea a costa del debilitamiento de los centros históricos, pues éstos también tienen su rol que cumplir especialmente en el proceso de descentralización".

El seremi insistió en este punto, pues aseveró que "el país necesita descentralizarse, porque si Santiago sigue creciendo desmesuradamente caerá en el riesgo de ser ineficiente y dañar a toda la nación".

En cuanto al tipo de vivienda que cree que se construirán en Quilpué y Villa Alemana a futuro, Daniel Sepúlveda opinó que en estas ciudades se está dando mucho la oportunidad para construir viviendas con subsidio unificado, orientada a sectores medios y a grupos de trabajadores con cierta capacidad de adquisición, ya que los precios de los terrenos son convenientes.

No obstante, aclaró que las viviendas sociales propiamente tal (que construye Serviu) no están concentradas sólo en esas comunas, pues éstas se distribuyen en la región de acuerdo a las condiciones de déficit de la comunidad y no a los precios del suelo.

 

 

Despegue urbanístico

 

En cuanto a la incidencia de la nueva autopista Troncal Sur, las autoridades estiman que esta obra generará un desarrollo urbanístico e inmobiliario, "pero para cierto tramo de viviendas, que seguirá siendo el social. No es lo mismo que se está dando al norte de Viña, donde se construyen casas de valor superior a las 2.000 ó 3.000 UF".

Asimismo, el arquitecto Elías Cancino opinó que cuando esté lista esta carretera, los servicios públicos se verán obligados a desconcentrarse y a abrir nuevas oficinas y sucursales en las ciudades del interior.

"No hay que olvidar que Quilpué y Villa Alemana siguen siendo ciudades dormitorios porque gran parte del trabajo y de los trámites se deben hacer en Valparaíso. Por eso espero que el Troncal sirva como una forma de descongestionar todo y de que los servicios públicos tengan una relación más directa con la comunidad", expresó.

Por otro lado, el representante del Colegio de Arquitectos sostuvo que el desarrollo inmobiliario privado "ahora está enfocado hacia el norte de Viña del Mar, como Concón y Mantagua", donde dijo, se está dando una explosión en la construcción pero de una calidad superior a la de las poblaciones sociales.

 

 

Otros polos de desarrollo

 

 

No sólo las áreas adyacentes al camino Troncal Sur han despertado el interés de los inversionistas por concretar proyectos inmobiliarios de dimensiones, sino también algunos puntos de situados cerca de la costa y en las comunas del interior.

Hacia el norte de Concón, específicamente en el sector de Mantagua, el director y vocero del Colegio de Arquitectos-Quinta Región, Elías Cancino Riffo, visualiza un futuro polo crecimiento para la región. Al respecto, el representante opinó que a nivel de construcción de casas y condominios nuevos (de valores superiores a las 2.000 y 3.000 UF), las comunas de Quilpué y Villa Alemana ya están saturadas.

No obstante, el profesional valoró el auge de construcciones de viviendas sociales en esas comunas del interior, las que a su juicio han encontrado lugares muy adecuados para su desarrollo en los sectores periféricos de Quilpué y Villa Alemana.

"Son sectores que tenían gran capacidad de terreno, pero el repunte en el casco céntrico ya se acabó, porque ya no hay espacio. Ahora se piensa más en viviendas sociales en la periferia de estas ciudades", opinó Cancino.

Además, recalcó que el desarrollo inmobiliario futuro de esas comunas va por el lado de las viviendas Serviu, pues en esas zonas se han entregado miles de subsidios en los últimos años y todavía hay poblaciones de ese tipo en proyecto.