Año 175 - Nro. 59606 - Sábado 29 de diciembre de 2001
   
 

"Amores de mercado" hizo historia

 
 

Con un peak de 64 puntos y un promedio de 57.1, el último episodio de la producción dramática de TVN protagonizada por Alvaro Rudolphy se convirtió en el programa más visto desde que se implementó el people meter, desplazando al partido entre Marcelo Ríos y André Agassi que, aunque logró un peak de 69 puntos, promedió 56.1

 
 

Si bien fueron grabados tres finales de "Amores de mercado", se confirmaron los trascendidos y terminó imponiéndose el desenlace más trágico: Pelluco y Rodolfo enfrentan a un confundido Ignacio (Luciano Cruz-Coke), quien con intenciones de matar al segundo, termina disparando contra el desafortunado Pelluco, ante la aterrorizada mirada de Fernanda (Angela Contreras), quien en el lecho de muerte del Pelluco se da tardíamente cuenta que era el hombre que amaba.

Pelluco muere tras recibir un disparo de Ignacio, que estaba destinado a Rodolfo. Un desenlace trágico, aunque anunciado, marcó ayer el final de "Amores de mercado", la teleserie más vista desde en la era del people meter, que batió otro récord histórico con un peak de 64 puntos y un promedio de 57.1, este culebrón protagonizado por Alvaro Rudolphy se convirtió en el programa de mayor sintonía desde que se implementó la medición on line, desplazando al partido entre Marcelo Ríos y André Agassi (transmitada en marzo 1998 por Canal 13, promediando 56.1 y un peak de 69).

Sin embargo, los peaks de rating no lo marcaron las balas atravesando a Pelluco o su agónica despedida de Fernanda (Angela Contreras), sino que las escenas donde la vedette Shakira (Sigrid Alegría) y Essaú (Iñigo Urrutia) se reconcilian en el escenario de la boite OK Club al ritmo de Ricky Martin; junto al desenlace en el Mercado Central, lugar en el cual se inaugura el restaurant "Donde el Pelluco", evento al que asisten todos los protagonistas. Allí, Fernanda anuncia que va adoptar un hijo, como habría querido su fallecido esposo, mientras que Rodolfo y Betsabé (Alejandra Fosalba) circulan radiantes de amor, al tiempo que se entiende que el ambicioso Ignacio (Luciano Cruz- Coke) debe estar pagando sus culpas en la cárcel.

Sin embargo "Amores de mercado", dirigida por María Eugenia Rencoret, comenzó a hacer historia desde su primer capítulo, emitido el 6 de agosto, dándole paliza a "Piel canela" (con 53.6 puntos promedio, con un peak de 61, en su episodio debut), la producción en que Canal 13 tenía cifradas todas sus esperanzas y se tuvo que resolver en 70 capítulos y no en los 90 presuspuestados, marcando el receso indefinido del área dramática de la estación católica. Los "Amores..." también superó a "Pampa ilusión", la teleserie del primer semestre de la red estatal, que con mayor presupuesto y la mano del siempre triunfante Vicente Sabatini, no pudo contra esta historia de dos gemelos separados al nacer.

De paso, este melodrama abordó el tema de la infidelidad, condimentándolo con osadas escenas entre las sábanas; y catapultó a la fama a personajes que ya forman parte de la historia del género como el "Chingao" (Mauricio Pesutic) -quien se alejó con rumbo desconocido en el penúltimo capítulo-, cuyas frases como "cochetula" y "chántate en Batuco" se instalaron en el lenguaje coloquial; las seductoras y rollizas hermanas Peralta (Mariana Loyola, Malucha Pinto y Carmina Riego); sin olvidar a Pelluco y Rodolfo, roles con los que Alvaro Rudolphy ejecutó los papeles de su vida.

Con estos elementos, la historia de "Amores de mercado" fue logrando un público cautivo, amén además de un lenguaje directo, escenas que se resolvieron rápidamente, logradas caracterizaciones y una cámara que supo darle atractivo a escenarios urbanos que las últimas producciones del canal público no habían utilizado, dejando así la vara muy alta para "El circo de las Montini", la apuesta dramática de TVN para el primer semestre del 2002.