Año 176 - Nro. 60244 - Lunes 2 de Diciembre de 2002

Acidas declaraciones del líder de Los Prisioneros

Una Teletón con cierre polémico

A la hora del balance, Mario Kreutzberger dijo que "fue apoteósico que se lograra alcanzar la meta"

POLITICAMENTE INCORRECTO.- Durante el show de clausura de la Teletón 2002, Jorge González ironizó sobre las bambalinas de esta campaña solidaria.

 

Se respiró un aire distendido en el almuerzo de celebración de la Teletón ayer en la Casona de Las Condes. La meta estaba cumplida y se habló de una transmisión impecable, superior a años anteriores. Nada logró empañar la alegría de Don Francisco, ni siquiera la mención de Los Prisioneros.

Como número final de la noche del sábado, la banda entró al escenario del estadio Nacional con gloria. Entonces, Jorge González sonrió y se lanzó: "Qué lindo, qué bonito. Que todo el ego gigante, todas las ganas de figurar que tenemos los artistas, lo podamos transformar en ayuda a los niños". Otra sonrisa y agregó: "Que toda la avaricia y el sentido del buen negocio que tienen las empresas —que pueden subir los precios, pagar menos impuestos y hacerse propaganda y, con lo que consume la gente, entre comillas ayudar— se pueda ayudar realmente a los niños".

Más sonrisas y el remate: dedicó "Quieren dinero" a "toda la gente que ha figurado hoy día, a nosotros mismos, a Don Francisco". Durante la canción bromeó con los "pinocheques" y con personajes de la política como Joaquín Lavín y Hernán Büchi, además de empresarios como Anacleto Angelini y Andrónico Luksic.

 

FALTA DE RESPETO

 

Estas palabras generaron la respuesta de Mario Kreutzberger, quien en una conferencia de prensa realizada la madrugada del domingo dijo que "todos los que trabajamos en esto tenemos una forma de hacer nuestro trabajo. Algunos necesitan hacer A otros necesitan hacer B. Nosotros hacemos lo que ustedes conocen, Jorge González hace lo que ustedes conocen. Son dos maneras distintas de enfrentar el espectáculo. No son tan diferentes respecto a la parte de que él hablaba tanto, del dinero. El actúa y cobra igual que yo, pero no importa, son dos maneras de enfrentar la vida, de enfrentar el espectáculo y yo lo respeto absolutamente, como respeto a toda la gente, aunque él no me respete a mí".

Por su parte, Kike Morandé, uno de los rostros de Mega, calificó las palabras de González como una atrocidad y mal gusto. "Parece que el señor González no tiene claro el objetivo de la Teletón", dijo visiblemente molesto el animador de "Morandé con compañía".

Kreutzberger agregó ayer que "eso era lo que Jorge González quería decir. Me parece que nostros lo admirábamos artísticamente más de lo que él nos admiraba a nosotros como gente que estábamos haciendo esta Teletón".

El conductor zanjó así rápidamente el punto y procedió a profundizar en lo que él consideró prioritario a la hora del balance de la Teletón 2002. "Fue apoteósico que esto se lograra. Este fue un premio que Chile se ganó solito. Creo que esta Teletón fue especial ya que encontró al país desencantando, con muchos roces entre la gente, con problemas laborales, conflictos en el gobierno. Esto es como un remate".

 

LOS AUSPICIADORES

 

¿Cómo se consigue ser auspiciador de la Teletón?, ¿qué requisitos deben cumplir?, ¿en qué consiste el aporte? Ximena Casarejos, directora ejecutiva de la Teletón intenta dar respuesta.

El ingreso: Este año, 30 fueron las marcas comprometidas con la Teletón, cuatro más que el 2000, y tope máximo al que aspira la transmisión. Para poder postular a ser auspiciador, se debe cumplir con el requisito de tener una inversión publicitaria de $80 millones como mínimo. El contrato les da derecho a utilizar el logo Teletón durante 90 días: los primeros 30 días, sólo con publicidad en el punto de venta, y los 60 restantes, con publicidad en los medios.

La oportunidad: Cada una de estas empresas tiene una renovación automática de su contrato año a año, a menos que decida retirarse. Al retirarse se abre la postulación para sus competidores. Un ejemplo de esto se produjo este año, con el retiro de Lomitón, y el ingreso de McDonald's.

El aporte: Cada uno de estos auspiciadores deben comprometerse a cooperar con un mínimo garantizado de dinero, que varía dependiendo de si se trata de una marca nueva, o una antigua, y va desde las 2.500 UF para las marcas que tienen más tiempo en la Teletón, a 3.500 UF para las que se incorporan por primera vez.

Finalmente, a esto se suma un compromiso de las empresas, basado en la buena fe, a dar un cierto porcentaje de las ventas que obtengan durante el mes final de la campaña, y que también varía de acuerdo a una tabla de valores. Su base es el 1%, si se registran ventas superiores a un millón de dólares.

 

 

La preocupación de Don Francisco.

 

A pesar del éxito y de que la suma total recaudada en la Teletón 2002 podría superar los $11 mil millones (cifra que se dará a conocer hoy) Mario Kreutzberger no cejó en sus intentos por transformar esta causa en un tema de país. "El Estado chileno no puede hacer como que esto no existe y preocuparse sólo para el día de la Teletón".

La preocupación del animador será el tema que posiblemente hoy converse con el Presidente de la República, Ricardo Lagos, en la cita que tienen programada para las 13 horas. Al menos una buena noticia se llevará, según lo confirmó Delia Del Gatto, directora del Servicio Nacional de Menores (Sename): La Teletón se convertirá en un organismo colaborador del Sename, lo que permitirá la entrega de una subvención estatal. Para el primer año el monto será de $100 millones, pero con el tiempo este aporte anual podría elevarse.

La noticia no conmovió demasiado a la Fundación, pero no importó demasiado. Las figuras de la televisión que ayer participaron del almuerzo insistieron en declarar esta Teletón como una de las mejores de todos los tiempos.